Bertín Osborne y Fabiola Martínez anuncian su separación

  • Se habían convertido en una de las parejas más consolidadas del panorama nacional.

    Fabiola Martínez y Bertín Osborne se separan después de 20 años de amor. Se conocieron en 2001 y contrajeron matrimonio cinco años después. Juntos formaron una bonita familia y se han deshecho en halagos mutuos durante estos años, pero su relación ha llegado a su fin. Ha sido el propio Bertín quien ha lanzado un comunicado oficial anunciando su separación en ‘Viva la vida’.

    “Queridos amigos, como supongo que ya sabéis Fabiola y yo nos hemos separado hace poco”, comienza el comunicado. Asegura que “no hay un motivo concreto, solo problemas de convivencia. No hay, ni ha habido terceras personas que nos hayan motivado a tomar esta decisión y si la dificultad de convivir con nuestras distintas personalidades. Yo confieso que soy complicado en el día a día y asumo toda la responsabilidad en los motivos que han dado lugar a esta decisión”, añade.

    De Fabiola sólo puedo decir que es una persona maravillosa, gran compañera, estupenda mujer y como madre, es literalmente única. Espero que , aunque vivamos separados, sigamos unidos en la amistad de nuestras familias. Os ruego de corazón que no haya especulaciones, porque sencillamente no hay más motivos que los que os transmito. Os ruego, también, que al tener dos hijos menores , uno de ellos muy dependiente, respetéis mi decisión de no hablar de este tema. Para mí es muy doloroso por cuanto, como ya os he dicho, mi manera de ser y mi personalidad han sido determinantes en esta separación. Mis hijos tendrán el cariño de sus padres como siempre y entre nosotros siempre habrá cariño y respeto”.

    La pareja, que tiene dos hijos en común, se dio el ‘sí, quiero’ el 10 de junio de 2006 en una bonita ceremonia que tuvo lugar en la finca Hacienda San José, propiedad del cantante, cerca de Sevilla. El matrimonio estuvo arropado por sus seres queridos,en especial por las tres hijas del artista, Alejandra, Claudia y Eugenia.

    Fuente: Leer Artículo Completo