Las vacaciones por separado de Julio Iglesias (en República Dominicana) y Miranda (en Marbella)

Este verano, uno de los artistas españoles más famosos del planeta no pisará España. Julio Iglesias (76) ha decidido pasar las vacaciones estivales en su mansión de República Dominicana y lo está haciendo sin la compañía ni de su mujer Miranda Rijnsburger (54) ni de sus hijos pequeños. El estado de salud del artista, que en septiembre cumplirá 77 años, vuelve a estar en el punto de mira ya que hace unos días se publicaban unas fotografías en las que se puede ver al intérprete con apósitos en las piernas y teniendo que ser ayudado por dos mujeres para salir del agua en la playa privada de su casa. Cabe recordar que en 1962, Iglesias, que entonces tenía 20 años, sufrió un terrible accidente de tráfico en Majadahonda (Madrid) que le dejó graves secuelas que le han llevado en varias ocasiones a tener que cancelar actuaciones.

Mientras tanto, su mujer, Miranda Rijnsburger, lleva instalada en España desde principios del mes de julio cuando ella y cuatro de sus hijos aterrizaban en Ojén para disfrutar del verano y el sol marbellí. Antes de que se produjera la alerta sanitaria por la pandemia del coronavirus, Julio Iglesias tenía pensado venir a veranear a España como hace cada año para además volver a subirse a un escenario para deleitar a sus fans con su música después de seis años de ausencia.

“Informamos que ante las restricciones que las autoridades sanitarias han marcado por la situación provocada por el COVI-19 nos vemos obligados a cancelar la gira prevista de Julio Iglesias para los próximos meses en nuestro país. Unos conciertos que estaban tenían prácticamente todo vendido, y que no se van a poder celebrar en este verano de 2020”, explicaban desde la promotora. El cantante tenía previstos cinco conciertos en Fuengirola (el 5 de agosto), Alicante (11 de agosto), Chiclana (el 14 de agosto dentro del Concert Music Festival), Mérida (el 28 en el Stone & Music Festiva) y en Córdoba (el 5 de septiembre), con los que además iba a celebrar sus 50 años sobre los escenarios.

View this post on Instagram

Ya en casa! 🇪🇸

A post shared by Cristina (@cristinaiglesiasr) on

A post shared by Cristina (@cristinaiglesiasr) on

Días de relax, sol y caballos en Marbella

Ante esta situación, Iglesias habría optado por continuar pasando estos meses en su villa en Punta Cana, una casa construida sobre un mar de coralina, con playa privada y todos los lujos necesarios para que el cantante pueda estar lo más cómodo posible. Por su parte, Miranda volaba a Málaga a principios del mes de julio y gracias a las fotografías que publican en Instagram sus hijas gemelas, Cristina y Victoria (19), sabemos que aún continúan sus vacaciones en la casa del artista en la localidad marbellí de Ojén. “Ya en casa”, escribía Cristina en sus redes el pasado 6 de julio acompañando la frase con una fotografía suya nada más llegar a Marbella. Junto a ellas están también otros dos de los hijos de la pareja, Guillermo (13) y Rodrigo (21).

La familia disfruta desde entonces del sol y la vida tranquila dentro de su hogar español. No hemos podido ver a Miranda (que abril despedía a su madre) y sus hijas salir de la casa de Ojén como han hecho otros años para disfrutar de un día en alta mar o de los restaurantes del puerto, pero sí nos han mostrado imágenes montando a caballo o celebrando el cumpleaños de dos grandes amigas de las jóvenes, las herederas del fabricante de lápices alemán Faber-Castell.

View this post on Instagram

All for me! 🤠

A post shared by Victoria (@victoriaiglesiasr) on

A post shared by Victoria (@victoriaiglesiasr) on

La casa marbellí en la que descansan Miranda y sus hijos en este verano atípico para todos fue bautizada como Las Cuatro Lunas y Julio se la compró al torero Curro Romero hace más de dos décadas. Se trata de un auténtico paraíso a unos diez minutos de Puerto Banús con más de 450 hectáreas de terreno que acogen un edificio principal con siete habitaciones, ocho baños, cinco estancias para el servicio, infinity pool y un estudio de grabación. Como ‘extras’, la villa tiene establos para los caballos de Miranda y sus hijas, gran aficionadas a la hípica, y una bodega con capacidad para 2.000 botellas y situada en medio un bosque con un inmenso alcornocal y varios huertos ecológicos donde hay frutas y verduras para el consumo de toda la familia.

Además, la espectacular mansión cuenta con una capilla que Iglesias mandó levantar para poder casarse ahí con Miranda. Lo hicieron el 24 de agosto de 2010 después de veinte años juntos y en la más estricta intimidad, con solo sus cinco hijos como testigos y unos quince invitados. La pareja se había conocido en 1990 durante un viaje a Jakarta, en Indonesia. “Esa va a ser mi mujer”, le dijo Julio a la persona que le acompañaba durante una escala en el aeropuerto de la ciudad indonesia cuando se cruzó con Miranda por primera vez. Se conocieron en diciembre de ese año y desde entonces jamás se han separado. “Si Miranda no hubiera aparecido en mi vida, nunca habría podido centrarme en el futuro como lo hice desde que la conozco”, decía a ¡Hola! el artista.

A post shared by Julio Iglesias (@julioiglesias) on

Los cinco hijos de Miranda y Julio

El 7 de septiembre de 1997 llegaba al mundo en el exclusivo hospital Mount Sinaí de Miami su primer hijo, Miguel Alejandro. Hoy, el joven, de 22 años y al que llaman Michael, estudia Finanzas en Miami y desde el año pasado trabaja como asesor en el equipo de ONE Sotheby’s International Realty, una agencia inmobiliaria fundada en 1975 y especializada en la compra y la venta de casas de lujo en Miami. Casualmente, en la misma empresa trabaja su suegra, la madre de Danielle Obolevich, con la que lleva saliendo desde 2017. Danielle nacía en Rusia pero vive en Miami desde hace años. Estudia un grado en Economía con especialidad en Historia del Arte en la Facultad de Artes y Ciencias de la Universidad de Pensilvania.

Menos de dos años después del nacimiento de Miguel, la pareja daba la bienvenida a Rodrigo (21), que por el momento es el único de los hijos que Julio tiene con Miranda que parece querer seguir los pasos de su padre en el mundo de la música (toca la guitarra eléctrica y hasta ha producido algún tema en el estudio de su padre de Miami). El 1 de mayo de 2001 nacían las gemelas Cristina y Victoria. Con 19 años recién cumplidos, las jóvenes, que son apasionadas de los caballos, quieren ser modelos como su madre, con la que guardan un enorme parecido, y el año pasado hacían su presentación en sociedad asistiendo como invitadas al MET Ball de Nueva York.

View this post on Instagram

Buenas tardes !

A post shared by Cristina (@cristinaiglesiasr) on

A post shared by Cristina (@cristinaiglesiasr) on

El pequeño de la casa llegaba en 2007. Guillermo, de 13 años, también está en Marbella junto a sus hermanas y por el momento está centrado en sus estudios escolares en Miami. Eso sí, según hemos podido ver en los stories de las gemelas, el niño también tiene dotes para la música y toca de maravilla la batería. Después de tres décadas juntos, Julio Iglesias y Miranda han formado una gran familia y parece que nada ni nadie podrá ya separarlos.

Fuente: Leer Artículo Completo