¿Qué les da Jennifer Aniston a sus exmaridos para que todos la adoren?

Hay parejas que no saben cerrar la ‘fiesta en paz’. Que, una vez dejan de serlo, inician toda suerte de batallas que forman parte de una guerra mayor de la que parecen no saber salir. No es el caso de Jennifer Aniston, que debe tener guardada en un cajón de casa la fórmula mágica para que conseguir que sus exmaridos, una vez cicatrizada la herida lógica que deja un punto y final, vuelvan a su lado para continuar la relación como amigos.

Es cierto que, con Brad Pitt, le costó. Pero una vez él le presentó sus disculpas, ella no tuvo reparos en aceptarlas y, ahora, esperamos como agua de mayo vídeos con miradas cómplices y fotos de charlas animadas con las que fantasear con el ‘remake’ de una de las grandes historias de amor que nos dejó Hollywood lejos de los guiones de las superproducciones, en la vida real.

No es el único que, como si de un ‘boomerang’ se tratara, ha regresado junto a Jen. Justin Theroux, su último marido y el que cierra la lista de relaciones series y confirmadas de la actriz de ‘Friends’ acaba de dar una señal al mundo de que las cosas entre ellos fluyen con el mejor de los rollos.

Aprovechando el 51 cumpleaños de Aniston, Justin le ha dedicado unas bonitas palabras en su cuenta de Instagram. No solo eso, sino que las ha acompañado con un corazón que dice mucho más que todas las letras que pudiera haber juntado. Ha sido en sus ‘stories’. Con una imagen de ella en blanco y negro y dos frases.

La primera, en la parte superior de la instantánea dice: “Dominando el 2020 y otro año así…“. La segunda es más directa, sin dobleces ni hueco para las interpretaciones: “Feliz cumpleaños B”. Y así le deseaba lo mejor públicamente y deja constancia de algo que ya sabíamos: debe ser tan encantadora que, por mucho que haya sufrido por desamor, siempre abre la puerta de nuevo si llaman a ella en son de paz.

Debe tener algo que engancha. Algo adictivo que te hace volver. Eso, y que tiene la capacidad de hacer borrón y cuenta nueva y de dar nuevas oportunidades. Y eso, es algo tan excepcional como el hecho de tener la fórmula mágica de que tus ex no puedan vivir sin ti.

Fuente: Leer Artículo Completo