¿Notas que se te caen las pestañas? Estas son las razones por las que ocurre más en verano

Hay en ciertas épocas del año que, al igual que notamos que se nos cae más el pelo, también tenemos la misma sensación con las pestañas. Vemos como nuestra mirada pierde densidad y color de repente y sin saber por qué. Una de esas épocas es el verano, o más bien desde que empiezan las alergias y nos rascamos los ojos sin medida y sin parar. Pero no es la única razón para que las pestañas se caigan.

Calor y sequedad

“Fundamentalmente, por el calor, que puede alterar los niveles hidrolipídicos del folículo piloso, provocando una menor lubricación y una mayor debilitación“, explica Diana Suárez, directora de educación de RevitaLash Cosmetics. Además, el calor puede desequilibrar la hidratación de la piel, fundamental para que los vellos que se asientan en ella estiren todo lo posible su ciclo de vida: “Hay que añadir que la sequedad ambiental puede hacer este efecto, sobre todo para los que pasan el verano en lugares más secos, como Madrid o Sevilla, por ejemplo”, añade la experta.

El sol

El sol es uno de los principales enemigos de la piel, pero también lo es del pelo y, por tanto, las pestañas: “Una exposición prolongada sin SPF afectará a la piel del contorno de los ojos, más fina y sensible, y por ello a la salud de las pestañas”, cuenta. Por lo que habrá que proteger en profundidad esa zona y no solo para evitar las arrugas.

Tocarse los ojos en exceso

Como avisábamos, es tiempo de alergias y no paramos de restregarnos los ojos, un gesto de lo más agresivo para los párpados, el contorno de ojos y las pestañas, porque las arrancamos. Y esta situación empeora con el calor y la sequedad que deshidrata los ojos y hace que nos piquen más. “Seguimos en época de alergias y, además, hay mayor contacto mano-ojo por la continua aplicación de cremas solares, lo que puede acelerar que una pestaña que ya este en fase telógena caiga más rápidamente”, comenta Diana.

Soluciones

Aunque se nos caigan más las pestañas esto no es el fin, hay muchas remedios que pueden frenar la caída.

Protección solar y gafas de sol

Lo primero será usar protección solar en la zona del contorno de ojos para que el sol no lo seque y que así no se afecte al folículo piloso. Así también, en este mismo sentido se recomienda llevar gafas de sol para proteger de la radiación pero también del contacto y del polen.

No al waterproof

“Las máscaras que son extremadamente waterproof, pueden dañar la pestaña. Por un lado, ocluyen el folículo y, por otro, requieren un proceso de desmaquillado más abrasivo e intenso”, explica Suárez. Por ello, es mejor acudir a máscaras que sean water resistant, pero no a prueba de agua completamente y si es posible, apostar por alguna con tratamiento.

Tónico

Los tónicos y aguas micelares, ya sea en spray o aplicados con algodón, revitalizan la zona del ojo y la hidratan, devolviéndola su humedad y fortalecimiento del folículo piloso.

Acondicionador de pestañas

Estos contienen ingredientes activos que no solo fortalecen las pestañas sino que, además, hace que aumente su densidad. Uno de estos es Revitalash Advanced. Tiene ingredientes que favorecen la salud de la zona y del folículo, además de un concentrado de patente propia que refuerza la capacidad de crecimiento, engrosamiento y curvatura de la pestañas. De esta forma, aumentará la densidad de la línea de las pestañas y, cuando se pierdan por su ciclo natural, no se notará tanto la sensación de calvicie. Está disponible por 135 euros.

¡Lo quiero!




Fuente: Leer Artículo Completo